¿Qué hacer en un día como hoy?

In Crecimiento Personal, Huella Social by 360digitalLeave a Comment

La gente no sabe cómo reaccionar frente a las vicisitudes de la vida, por eso, cuando recibo preguntas como:
¿Qué hacer en un día como hoy?, o
¿Que le digo a mis hijos sobre como comportarse después de esto?, y al ver las reacciones negativas y llenas de miedo frente a la incertidumbre que trae el futuro, sigo convencido que el problema de la humanidad no son nuestros “líderes” que nos manipulan, somos nosotros que no sabemos cómo reaccionar y dejamos manipular por el miedo y el odio.

Sé que muchos no va a leer este blog hasta el final porque la necesidad de una satisfacción inmediata a sus expectativas es la que no los dejará. Y esa es la misma razón por la cual no nos tomamos el tiempo de buscar en nosotros mismos, al interior del ser, las respuestas a nuestras preguntas.
Esto sucede porque no tenemos las herramientas necesarias para formar nuestra propia opinión y saber como reaccionar frente a la vida. Y esperamos… esperamos a que alguien nos traiga la respuesta. A que suceda algo que nos tranquilice porque el futuro, que no ha sucedido todavía, nos genera incertidumbre y nos preocupa.

Estamos tan acostumbrados a recibir órdenes de otros, desde la educación en la casa, en el colegio y de ahí para adelante.

Acostumbrados a que nos digan qué hacer, cómo pensar.

Al punto que me acuerdo que mi mayor dificultad cuando trataba de estudiar en la universidad era que me rajaba si ponía mi propia opinión sobre el libro que nos pusieron a leer, o sobre lo que decía la profesora. Mi amigo de al lado que “cumplía” lo establecido y respondía lo mismo que decía la profesora sacaba 10, y yo me rajaba por formar mi propia opinión.

No sabemos reaccionar por algo muy simple, por qué cuando NO nos dicen que hacer, no sabemos qué hacer. Por eso nos preguntamos:
¿y ahora que vamos a hacer?
Por eso le preguntamos a otros:
¿Que le digo a mis hijos?
No tenemos formada nuestra propia opinión. No tenemos claros los valores y principios por los que que vivimos, ni hemos encontrado el propósito de nuestras vidas. Por eso miramos al lado para encontrar respuestas.
En cambio, si ustedes le preguntan a su ser, a su yo interior, a su alma, “Yo interior, desde los valores por los que vivo y que son el motor de mi vida, cómo reacciono frente a esta situación?”
¿Con amor, con compasión, con entendimiento, con respeto, con decisión, con liderazgo, con ecuanimidad?

…(continua)

Comparte este artículo

Hoy más que nunca debemos entender la ignorancia del otro y no culpar señalando con el dedo hacia afuera. Más bien voltee ese dedo y mire adentro,

porque la razón por la que tiene dudas y miedos es porque ni siquiera tiene claro los valores por los que vive.

Si los tuviera claros, no tiene por qué preguntarle a nadie, Ud. ya lo sabe, porque su ser ya lo sabe. De esa forma podemos poner en practicar la empatía, la compasión y mantener la serenidad frente a la incertidumbre. Por eso debemos tener claro y decirle a las generaciones que vienen que en la vida se gana y se pierde. Así es la vida. no se trata solo de ganar, hay que saber perder para poder crecer. Para evolucionar.

  • Díganles que se debe respetar a quien piensa diferente así esa persona no nos respete la nuestra.
  • Que se concentren en vivir sus valores, no los de otros.
  • Que dediquen su vida a que tenga un significado más grande que ellos mismos.
  • Que no crean que son más que otros o que tienen más derechos que otros porque tienen más dinero o por qué sus creencias son mejores, son las correctas y las de los otros no. De esa forma jamás van a darle sentido a la vida.
  • Díganle que si piensan diferente no son malos. Y los que piensan diferente a ellos tampoco lo son. Simplemente no tiene la educación que tú tienes o el desarrollo de conciencia que tu tienes para entender que la vida cobra sentido cuando piensas en el bienestar común.
  • Cuando entiendes que todos somos iguales. Que no hay mejor ni peor. Que nacemos iguales y nos vamos a morir iguales.
  • Por esa razón debes decirles que el respeto por los otros es de suma importancia. Libertad de expresión, de raza, generó, de creencia, de pensamiento, de la verdad.
  • Que a las mujeres y a los niños no se les toca y se les respeta por encima de todo. Todas ellas son tu madre y todos ellos son tus hijos.
  • Que las discusiones no son para ganarlas sino para entender al otro y que el otro te entienda a ti.
  • Si quieren que sus hijos sean grandes personas el día de mañana, no le pregunten que quiere ser cuando grande, sino que problema de la humanidad va a ayudar a resolver. Eso lo cambia todo.
  • Ayúdenlos a cometer errores a experimentar y a equivocarse para que no se sientan fracasados en el futuro.
  • Díganles que el planeta nos necesita más que nunca.
    Que todos los seres vivos del planeta estamos interconectados y somos igual de importantes. Que si le hacemos daño a uno nos hacemos daño a nosotros mismos.
  • No les pases tus miedos. El miedo no los dejará a actuar y seguirán a quien les prediga que los va a salvar de esa amenaza.
  • No dejemos que otras personas nos sigan dividiendo…y así dejamos de pensar que el problema es externo.¡El problema es usted, soy yo! Que esperamos a que otros cambien para que todo cambie. Asuma su responsabilidad en el mundo. Si usted no cambia nada va a cambiar.

    Si quiere vivir una vida con propósito, concéntrese en vivir una vida con valores.

    Si tiene problemas en la vida, pregúntele a sus valores que harían en ese caso, no a su ego.

    Y enséñenle a sus hijos a perder, no a ganar.
    Ganar es del ego. Infla las expectativas, genera un condicionamiento mental que es difícil de honrar durante toda la vida.

    En la vida se está feliz, pero también triste. Es la naturaleza del ser humano. Y en los momentos de tristeza deben saber cómo reaccionar. Ahí es cuando realmente se determina la evolución de la conciencia del ser humano. En como reaccionamos frente a los malos momentos se determina lo que realmente somos.

    Díganle al mundo:
    “No voy a dejar que la tristeza me embargue,
    Que la incertidumbre me domine,
    Que el miedo me manejé.
    Soy yo quien determine mi futuro y no voy a dejar que nadie más lo haga por mí.
    Soy el dueño de mi vida.
    Si veo un problema, Yo cambiaré.”

    Eso puedes hacer en un día como hoy.

    ¿Cómo estás consiguiendo tu transformación personal y la de tu entorno?

    Si quieres buscar el camino que te llevará a darle sentido a la vida y a encontrar tu propósito, atrévete a dar el salto. Y para que te sea más fácil dar el primer paso, te invitamos a descargar un PDF que contiene infografías que te ayudarán con los pasos que debes seguir para lograrlo.

    ¡Haz click aquí para descargar el pdf!

    Comparte este blog con otros que quieran tomar contra de sus vidas.

    Piensa cuál es la Huella que estás dejando, cual es tu Motto, tu lema de vida, tu propósito.

    Asegúrate de que sea TU Huella y no la de otro la que dejas en el mundo, y que esta sea una huella positiva que aporte al desarrollo de la conciencia de todos.

    Los mejores deseos para todos, que sean felices y encuentren lo que eran buscando.

    Comparte este artículo

    About the Author

    Juan Pablo Gaviria Frank

    Twitter

    Emprendedor social, narrador de historias, happy manager, fotógrafo, motociclista y creativo. Después de una exitosa carrera de más de 18 años en la industria de la televisión como creador, director y productor, ahora se dedica a inspirar a otras personas para que definan su propósito de vida, y utilicen las herramientas naturales que tiene el ser humano para hacer de su vida y su entorno lo que deseen. Por esto, desarrolló la metodología de la Huella Social Motto Dots para generar conciencia y acciones de cambio en el individuo, que ayuden a transformar el mundo.

    Suscríribete a nuestro canal de YouTube y mandanos cualquier pregunta que tengas sobre el despertar y desarrollo de la conciencia, sobre tus propósitos, valores, sobre lo que quieras, y acá te los responderemos.